Denuncias

¿Qué es una denuncia?

¿Quién puede presentar una denuncia?

¿Cómo denunciar?

Tramitación de la denuncia por la administración

¿Qué es una denuncia?

Una denuncia en materia de consumo es una comunicación que cualquier persona física o jurídica dirige a la administración para informar acerca de unos hechos que pueden constituir una infracción administrativa en materia de consumo, sin que se pretenda obtener una solución, compensación o resarcimiento de daños en particular.

La administración puede iniciar, a partir de esta comunicación, una fase de investigación y comprobación de los hechos denunciados, a través de los servicios de inspección y control.

El objetivo de las investigaciones, en este caso, es fundamentalmente proteger y defender los intereses generales y los derechos de todos los consumidores, no los de un ciudadano o conjunto de ciudadanos concretos, para evitar que se vuelvan a producir esas conductas irregulares.

¿Quién puede presentar una denuncia?

Cualquier persona puede formular una denuncia en materia de consumo, aunque los hechos y conductas en cuestión no le afecten directamente.

El objeto fundamental de una denuncia es poner en conocimiento de la autoridad competente unos hechos que se consideran lesivos para los intereses de los consumidores, para evitar que se sigan produciendo y afecten a otras personas.

La presentación de una denuncia no confiere, por sí sola, la condición de interesado en el procedimiento.

¿Cómo denunciar?

Para interponer una denuncia hay que presentar un escrito exponiendo los hechos y todas las circunstancias que puedan servir para investigar y probar lo denunciado.

En este sentido, en la medida de lo posible, debe hacerse constar:

  1. Nombre, dirección y DNI del denunciante.

  2. Nombre comercial, denominación social, domicilio, NIF y teléfono de la empresa o profesional que se denuncia.

  3. Descripción breve y clara de los hechos objeto de la denuncia.

  4. También es recomendable adjuntar cualquier documento (contrato, factura, etc.) que pueda servir de prueba para lo que se manifiesta.

La denuncia, una vez cumplimentada y suscrita, puede presentarse de manera presencial en cualquier oficina de registro, así como por medios telemáticos pinchando aquí y añadiéndola como archivo adjunto.

Tramitación de la denuncia por la administración

Una vez recibida y registrada la denuncia por la Dirección General de Comercio, Consumo y Simplificación Administrativa, la tramitación puede seguir de la siguiente manera:

  1. Traslado a otro organismo en caso de que los hechos motivo de la denuncia no sean competencia de las oficinas de consumo.

  2. Si se observan indicios racionales de infracción en materia de consumo, la denuncia se envía a los servicios de inspección y control para que realicen las investigaciones que procedan, e inicien, en su caso, el correspondiente expediente sancionador.

  3. Si existen indicios de delito o se ha producido intoxicación, lesión o muerte, se traslada el expediente a la fiscalía para que inicie el procedimiento oportuno.

  4. Archivo: cuando los hechos o conductas denunciadas no pueden ser probadas y/o calificadas como infracción, se archiva la denuncia.